Espora I (micro historia)

Posted on November 4, 2010

3


Espora I


Hola, les saluda el cubo maestro. Esto que les arrojo es un abreboca sobre una serie de historias de ciencia ficción que realiza este colaborador del blog. Espero que  disfruten esta micro historia (dividida en tres post) tanto como yo disfrute escribiéndola. Cualquier comentario o queja, bienvenida sea!.

 

Espora

-¿Estás seguro de esto? –replicaba el extraño hombre de las gafas anaranjadas.

-Es la opción que se me ha dado para continuar –afirmaba con una mirada perdida aquel sujeto pálido y delgado, que acompañaba al hombre de gafas – . Necesito conocer la información que posees.

El hombre de los anteojos anaranjados revelo un objeto electrónico esférico, de esos que se conocen bajo el titulo de condensadores. Depositándolo  sobre la mesa, el aparato oscilaba, emanando una luz pulsante desde su interior.

-Mi conocimiento – expresa el hombre de las gafas, haciendo un ademan hacia el objeto.

El delgado hombre asintió, y guardando el objeto en su bolsillo izquierdo se levanto de la mesa.

-Espora- el de gafas naranjadas pronuncio secamente -. Nunca  realizamos este intercambio. ¿De acuerdo?

-No puedo realizar un intercambio –dice el hombre con la mirada perdida mientras acomodaba su ropaje -. Sobre todo con alguien que no es real.

Aquel hombre de gafas anaranjadas sonrió irónicamente y apuntando su cara hacia  el techado, su cuerpo comenzó a temblar, su boca se abrió como si fuera a dar una gran bocanada de aire y emitió un sonido mortecino. El cuerpo rígido, con la cara apuntando hacia el techo y la boca abierta de par en par había dejado de funcionar, llamando la atención de los allí presentes, en particular de la joven encargada de atender aquel establecimiento culinario.

-No se preocupen –dijo al que se le conocía como Espora, con el objetivo de calmar a los presentes – , este hombre no es nada más que una interfaz.

Con la tranquilidad de saber de lo que se trataba, la atención atraída por el sujeto de gafas naranjas se disipo. Espora salió calmadamente hacia el exterior del establecimiento, recibiendo el particular frio que la fuente proveía, el cual azotaba en aquella época del periodo Edeciano.

Lo que vio en sus cercanías le causo poco impacto, solo se trataba de una ciudad, llena de sonidos, apretadas construcciones y calles superpobladas. Pero era un ciudad especial, poseía algo en particular que la diferenciaba de las demás. El segundo pilar se alzaba sobre ella, desde el centro, tan alto como para no poder divisar su fin, tan extenso como para sentir su imponente presencia . El protector de la ciudad y una de las cuatro entradas a la puerta la fuente se erigía imponente como su guardián, protector y benefactor de todos sus habitantes.

-¿Qué secretos esconderás, cuales me podrás revelar, oh protector del eterno resplandor?- expreso espora mientras observaba aquella imponente construcción, decidido a encontrar respuestas.

Continuara…

Conozca mas sobre esta historia:

Tagged: ,
Posted in: Writing